Estatus de Protección Temporal (TPS) | Temporary Protected Status

El Estatus de Protección Temporal (TPS) es un estatus de inmigración temporal para las personas cuyos países están experimentando problemas al poner a sus ciudadanos en un riesgo especial si fueran deportados de regreso a ese país. Cientos de miles de personas que ya se encuentran en los Estados Unidos han confiado en el TPS cuando los problemas en sus países de origen hacen que su regreso o deportación sean peligrosos.

El Secretario de Seguridad Nacional puede designar un país para TPS cuando las condiciones en ese país impiden temporalmente que los nacionales del país regresen de manera segura, o en ciertas circunstancias, donde el país no puede manejar el retorno de sus nacionales adecuadamente. USCIS puede otorgar TPS a ciudadanos elegibles de ciertos países (o partes de países) que ya se encuentran en los Estados Unidos. Las personas elegibles sin nacionalidad que residieron por última vez en el país designado también pueden recibir TPS.

¿Qué significa TPS para las personas elegibles?

Durante un período designado, los titulares de TPS son:

  • No deportables de los EE. UU. y no pueden ser detenidos por el DHS por razones de estatus migratorio.
  • Elegibles para un documento de autorización de empleo.
  • Elegibles para autorización para viajar.

 

Números

Actualmente, los Estados Unidos están proporcionando TPS a más de 300,000 ciudadanos extranjeros. Para obtener una lista de todas las designaciones actuales de TPS, visite esta página.